Raffaella Crapio

RAFFAELLA CRAPIO. Catania (Sicilia), 1988. Raffaela Crapio, tiene una personalidad alegre y encantadora y es titulada con matrícula de honor por el Instituto de Teatro de Barcelona con la Carrera de Coreografía, Interpretación y pedagogía de la danza. Es profesora de Contemporáneo, danza Clásica y Formación. Considerada mejor estudiante del año 2012 a Codarts Rotterdam Dance Academy (Rotterdam) y reconocida instructora Hip Hop (New Style, locking & Poppin, reggae, House Krump) por la "International Hip Hop Federation Dasfit". Ha creado, dirigido y coreografiado varios espectáculos. Este último año ha formado parte de una compañía de danza llevando a cabo una gira por México. Bailarina solista de fusion dance miedo De Kiss Dance Moves, Amsterdam. Actualmente Directora artística y coreógrafa a XAURU.

2019
Residencias en red

Mòviti fermu!

Dentro del proyecto Re-Mou-te, en colaboración con APDC, que apuesta por la revisión de nuestra historia y repertorio coreográfico, conectando a creadores de generaciones diferentes para actualizar una pieza histórica, La Caldera acoge los ensayos y una residencia técnica previa a la presentación de la pieza resultante.

La premisa de este año era la revisión de la pieza ...de san vito, que la cía. Raravis (Andrés Corchero y Rosa Muñoz 1.993-2.012) estrenó el Mercat de les Flors en 2007. El resultado es Mòviti fermu!, pieza que la bailarina y coreógrafa Raffaella Crapio ha creado inspirándose en el libro de Ernesto De Martino 'La tierra del rimorso', en el que se plantea la coexistencia del baile de San Vito como estado y como enfermedad.

Crapio señala que, antiguamente, eran muchos los factores estresantes, tales como la pubertad, el tema del eros cohibido, la religión, la frustración inconsciente de los seres humanos, melancolía y opresión y la única solución posible era esta forma de exorcismo coreutico-musical capaz de sanar cuerpo y alma. Hoy en día la situación no ha variado, la ansiedad por tener un estatus social elevado, la falta de democracia, la dictadura de la apariencia, la cadena perpetua a la que nos hemos autocondemnat con las redes sociales, la cultura del hacer y el dominio del ego son algunos de los detonantes del baile de San Vito actual. Mòviti fermu! (Muévete estando quieto!) es la condena que pretenden que cumplimos por haber nacido todos llorando por inadecuados, fracasados y pecadores. Bailar hasta el extremo como única solución, como ritual virtuosamente sagrado y pervertidament terrenal.

Raffaella Crapio en La Caldera